¿Por qué un préstamo sin nómina es viable?

Una de las condiciones que fija la sabiduría popular para acceder a la financiación rápida es tener una nómina. Sin embargo, es perfectamente posible conseguir un préstamo sin nómina. Te explicamos por qué.

Concesión de un préstamo sin nómina

El criterio que muchos bancos piden para conceder un crédito rápido es tener una nómina fija. Se supone que, con esta garantía, se va a poder devolver el crédito. Lo cierto es que, aunque es un punto a favor, no es un elemento determinante, y explicamos por qué:

1- Tener una nómina garantiza unos determinados ingresos, pero tú puedes ganar más dinero sin tener un empleo fijo. De hecho, esto es algo que sucede con frecuencia. Muchos autónomos tienen unos ingresos estacionales en determinadas épocas, pero tienen capacidad de respuesta todo el año.

2- Aunque la nómina presupone una estabilidad, la persona está expuesta igualmente a un despido. Si esto sucede, es perfectamente posible que haya dificultades para la devolución del crédito. En consecuencia, un contrato indefinido es una garantía relativa.

Por lo tanto, muchas empresas especializadas son conscientes de esta problemática y no cierran la financiación. Tanto si eres empresa como si eres particular, puedes acceder a un préstamo sin nómina. También los españoles han tomado conciencia de que acceder a esta financiación no tiene por qué ser un recurso de última hora. De hecho, el mercado de créditos rápidos crece año tras año.

Otro punto a considerar es el registro en determinados ficheros como RAI o ASNEF. Aunque también es importante, no es en absoluto determinante. Primero, porque aunque la inclusión fuese ajustada a derecho, en los 5 años de prescripción pueden cambiar mucho las cosas. Segunda, porque en demasiadas ocasiones la inclusión es una medida de presión injustificada por parte de las empresas.

¿Cómo consigo un préstamo sin nómina?

Una vez que te has decidido a contratar un préstamo sin nómina, la clave es saber cuánto puedes conseguir. En Crédito Sin puedes acceder a créditos sin nómina de hasta 1.000 euros a devolver en 90 días. La mecánica es muy sencilla y solo necesitas tu DNI. Los comparadores existen para todo tipo de servicios y el mercado crediticio no es una excepción. Una vez que selecciones el rango de oferta que deseas y los plazos de devolución, visualizarás en el simulador todas las opciones. Posteriormente, y cuando elijas la que deseas, enviarás una solicitud. En pocos minutos tendrás una respuesta definitiva y, en menos de 24 horas, el dinero en cuenta.

 

Vota esta página 🙂

Tags: 24 horas, financiación, ingresos
A %d blogueros les gusta esto: